Sesión sobre la primera edición del Microsoft Business Applications Summit de Seattle

Una pequeña entrada en el blog para dejar traza de la sesión realizada el pasado sábado 25 de Agosto. Una charla con dos buenos amisgos, Pablo Peralta y Marco Amoedo, ambos MVP y con un reconocido y merecido prestigio acompañados por mi, con nivel de joven padawan calvo al lado de auténticos Maestros Jedi en las artes de Dynamics 365. Un placer compartirlo con todos vosotros!!

La experiencia del Business Application Summit con Marco Amoedo y Toni Granell | #ENFOCO365 Entrevista | T2-E33 Agosto 2018

CDS 2.0: Episodio III

Toni, he estado viendo vídeos sobre funcionalidad de Dynamics 365 y también sobre personalización, realmente parece que está bastante bien pensado… Pero cuando he llegado a lo de Reglas de Negocio me he cansado. No entiendo qué sentido tiene utilizar un mecanismo como ese en vez de cacharrear directamente los formularios vía jscript…

Bien, pequeño saltamontes!. Me alegro de que empieces a ver cosas interesantes en el entorno de PowerApps, y la respuesta a tu duda sobre las Reglas de Negocio es fácil de entender. Vamos allá!.

Como sabéis, me gusta contar batallitas de tiempos pretéritos. Sin duda, estas batallitas condensadas en unas pocas líneas ayudan a entender de dónde venimos y adónde vamos…

Pues hace muchos, muchos años… Bueno, bien mirado tampoco hace tantos!!. Digamos que cuando allá por CRM 4.0, el Gran Hacedor dijo a la Comunidad:

En verdad os digo que el futuro Silverligth es. Creer en aquellos que prometen que HTML es la solución no aceptaréis, y si migrar a CRM 2011 sin problemas esperáis olvidar el uso de jscript en vuestras soluciones debéis.

Como éramos gente humilde y creyente, aún a sabiendas de las dificultades que acarreaba formarnos en Silverlight, dando un nuevo paso en nuestra travesía nos formamos y migramos las soluciones, y nos sentimos afortunados por formar parte de una Comunidad dinámica, fresca y ágil. Y nos sentimos orgullosos de nuestro esfuerzo…

Y llegó un día, allá por el año 2012, en que el que percibimos una fuerte perturbación en La Fuerza, coincidiendo con la publicación por parte del Gran Hacedor de una escueta nota de prensa indicando que Microsoft abandonaba Silverlight, deseando larga vida al HTML…

Toni, tus historias me cansan… ¿A cuento de qué ha venido esta batallita?

Muy fácil, pequeño saltamontes. Si en aquel momento hubiese existido algo parecido a las Reglas de Negocio hubiésemos preferido mil veces personalizar el comportamiento de los formularios prescindiendo de la comodidad de jscript (…o la presunta comodidad de Silverlight) a cambio de tener garantizada la migración de versiones…

       

La moraleja de esta historieta es que cuando trabajamos con la Power Platform debemos entender que la última opción es escribir código, y para ello es imprescindible dominar las capacidades de personalización y extensión a nuestro alcance cuando desarrollemos sobre Common Data Service for Apps.

…muchos serán los llamados, pero pocos los elegidos…

¿La tormenta perfecta?

Ha pasado ya un mes de la primera edición del Microsoft Business Applications Summit. Tiempo (casi) suficiente para haber revisado (casi) todos los videos publicados en https://www.microsoft.com/en-us/businessapplicationssummit/sessionsondemand .

La verdad es que verlos todos es realmente complicado porque son muchos y muy buenos, pero al igual que en el evento en vivo seleccioné aquellos que vi más interesantes para los temas que gestiono en mi día a día desde Sothis, también he seleccionado los que he visto más interesantes del resto de sesiones publicadas, dedicando unas 100 horitas a la labor…

Realmente ha sido un detalle que Microsoft haya publicado en abierto todas las sesiones, en otros eventos sólo se tiene acceso a las sesiones si has asistido al evento, pero en este caso todas las sesiones están disponibles para toda la comunidad. Obviamente, no hay nada como asistir a las sesiones en vivo, ya que la oportunidad de poder hablar con el ponente para plantear dudas o pedir aclaraciones es lo que justifica el esfuerzo en tiempo, coste directo y coste de oportunidad, y más en un evento de estas características.

El pasado sábado tuvimos una charla en la Comunidad 365 que fue grabada y en breve se publicará en https://www.comunidad365.com/ , que complementará al video que grabamos durante la celebración del evento (https://www.comunidad365.com/course/mvps-desde-el-business-applications-summit-2018-seattle-wa-enfoco365-especial-t2-e28-julio-2018/ ). En la charla participamos Pablo Peralta como coordinador, Marco Amoedo y yo mismo. Siempre es un lujo participar en sesiones con miembros de la Comunidad, pero más en este caso, al tratarse de dos buenos amigos que además son MVP’s…

Comento sólo un par de temas relacionados con la charla, a modo de spoiler, y luego desarrollaré el tema que me ha sugerido el título para este post.

El Summit es nuestro evento, sin lugar a dudas. Por el contenido, por los ponentes, porque se celebra en Seattle, única ciudad del mundo en la que he visto que en el aeropuerto hay un mostrador de facturación exclusivo para empleados de Microsoft… 😊

Es un evento en el que participan como ponentes muchas personas de los equipos de producto de Microsoft, no es casual que se lleve a cabo en Seattle sino que se hace allí para facilitar esta importantísima presencia, que nos permite disponer de acceso directo a interlocutores con los que habitualmente no es fácil conectar.

Se anunció que la próxima edición sería en primavera (…del Hemisferio Norte!!) pero no se precisaron ni las fechas ni la ubicación. Os sugiero que os registréis siguiendo el siguiente enlace para tener información de primera mano de los datos del Summit 2019: https://info.microsoft.com/Business_Applications_Summit_2019_Sign_Up.html

 

Dicho lo cual, entro en el post propiamente dicho, parte del cual inspira la sesión que tendré el honor de presentar en el Sharepoint Saturday que se llevará a cabo en Barcelona el próximo 27 de Octubre.

239 páginas tiene el documento Microsoft Business Applications October 2018 Release Notes… Sólo 239… Os lo podéis descargar siguiendo el siguiente enlace: https://docs.microsoft.com/en-us/business-applications-release-notes/october18/. Por cierto, los más observadores os habréis dado cuenta de que hasta el nombre del documento ha cambiado, ya no es Dynamics 365 si no Business Applications…

Nada que objetar ni al nombre del documento ni a su contenido, ver cómo aumentan las capacidades de nuestro entorno favorito cuantitativa y cualitativamente no hace más que recordarnos que valió la pena el esfuerzo en las épocas difíciles.

Pero preocupación al planificar acciones y al ver qué está pasando y recordar cosas que ya pasaron antes…

La Power Plattform es el conjunto de tres productos muy importantes estratégicamente para Microsoft: PowerApps, Flow y Power BI. Dentro de su estrategia hay un fuerte componente de difusión orientado fundamentalmente a dar cobertura a su marketing corporativo basado en los dos siguientes mensajes:

  • Personalice, extienda y cree todas las aplicaciones que necesita con la Microsoft Power Plattform
  • Permita que todos puedan innovar con una plataforma de aplicaciones conectadas

Una vez más, nada que objetar a estos mensajes, sin duda los comparto. Pero creo que, por si solos, sugieren una ambigüedad que puede causar problemas.

Dejando de lado a Power Bi a los efectos de mis reflexiones, creo que el mensaje lanzado desde marketing puede crear falsas expectativas. Incluso peor que eso, puede provocar que equipos profesionales de desarrollo que aterricen hoy en la Power Plattform cometan el error de empezar a desarrollar ignorando buena parte de las prestaciones que ofrece el framework de desarrollo, tanto a nivel funcional como a nivel de personalización, parametrización y extensión.

La primera oleada de PowerApps implicó la creación del CDM (Common Data Model) y los CDS (Common Data Services). Esta oleada puso sobre la mesa una serie de herramientas y funcionalidades que poco tienen que ver con las de la versión actual.

Imaginemos el siguiente escenario (sé que es bastante absurdo pero será ilustrativo). Nos entregan un vehículo para circular que no necesita ruedas. Nunca antes hemos visto un vehículo así, es algo nuevo, ignoramos como se sustenta en el aire, sabemos que subyace una tecnología compleja pero no necesitamos profundizar, nos basta con saber que funciona. Nos lo entregan en una calle completamente horizontal, sin desniveles.

Estudiamos la documentación y vemos que además del volante y los pedales del acelerador y freno hay una pantalla táctil apagada, y aunque pulsamos sobre ella no ocurre nada. Nos surgen dudas, pero como llevamos toda la vida innovando preparamos algo parecido a un ancla con un peazopiedro y una cadena, para que actúe como un freno de mano. Como vemos que el vehículo sólo avanza hacia delante instalamos un generador eólico en el techo que carga una batería que a su vez alimenta un ventilador que permite que cuando el vehículo está detenido pueda retroceder con tracción viento. Y con esta solución ya tenemos, más o menos, las funcionalidades a las que estamos acostumbrados cuando conducimos. Cierto, hay alguna incomodidad al poner y quitar el freno de mano, la velocidad de arrancada para ir marcha atrás no siempre responde de forma eficiente y la batería hay que sustituirla con frecuencia porque se descarga fácilmente. Pero ya vamos bien…

Lo que ignoramos es que el fabricante no nos ha informado que, por seguridad, bajo al asiento del conductor hay un interruptor que enciende la pantalla táctil, en la que tenemos botones para seleccionar marcha atrás, para bloqueo del vehículo y muchas más funcionalidades.

Algo parecido a esto aplicaría a plantearnos el mundo del desarrollo profesional con PowerApps sin tener en cuenta que hay un interruptor llamado Dynamics 365, que tiene un modelo de datos llamado CDM. Y que dentro de Dynamics 365 tenemos “de serie” una serie de funcionalidades (Procesos de Negocio, Reglas de Negocio, Flujos de Trabajo, etc) que nos permiten hacer desarrollos basados en personalizaciones sostenibles, funcionalmente ricos y preparados para recibir las actualizaciones de la Business Applications Platform a medida que Microsoft las vaya liberando.

Probablemente, prescindiendo de este interruptor, podremos construir soluciones, pero serán ineficientes, pondrán en riesgo la actualización de versión y la usabilidad no será la que se espera…

¿Cómo resolvemos esto? No hay informagia, es necesario conocer la existencia de este interruptor (fácil) y entender el funcionamiento de las funcionalidades que se activan al accionarlo (no tan fácil).

Creo que es tarea de los profesionales evangelizar para evitar situaciones que ya vivimos los que apostamos desde el principio por XRM como framework de desarrollo, cuando la aparente facilidad que ofrecía se transformó en un infierno al ver como el seguimiento de las buenas prácticas brillaba por su ausencia y se escribía código para dar cobertura a necesidades que la propia plataforma ya incluía.

Y lamentablemente, aún hoy me toca ver más a menudo de lo que querría proyectos que se han llevado a cabo en el último año en los que se observa a vista de pájaro que quien lo ha diseñado no conoce la funcionalidad que ofrece la plataforma…

Y hay una segunda derivada, de la cual hablaré en el evento de Octubre. Se trata del impacto de los Power Users, también descritos como Citizen Developers. No estoy inventando nombres ni adjetivos, este nomenclátor es powered by Microsoft

De momento no veo una solución para esta derivada, pero el tema puede ser más que delicado. No hay que olvidar que los roles de los usuarios serán los mismos cuando esté ejecutando una solución suministrada por un proveedor y cuando esté ejecutando una App propia. Esto quiere decir que deberemos extremar las precauciones a la hora de diseñar el modelo de seguridad de nuestras soluciones, incluso deberemos diseñar procesos que garanticen que un usuario no pueda comprometer la integridad de los datos de nuestra implantación. A modo de ejemplo, si en una entidad requerimos que el valor de un atributo dependa del valor de otro, probablemente nos veremos obligados a aplicar una Regla de Negocio de Entidad para garantizarlo, o un Plugin, o ¿tal vez un Workflow síncrono? ¿Y si el Administrador del Sistema asigna a un usuario un tipo de Licencia de PowerApps que no soporta workflows síncronos?.

Un buen melón se abre ante nosotros, que implica que asumamos el reto en tiempo de diseño si no queremos sufrir las consecuencias de la ejecución de Apps mutantes que no podremos controlar. Hay cosas en las que pensar, ¿no os parece?

Probablemente Microsoft ofrecerá respuestas a estas y otras incógnitas, y la evolución de la Power Platform brindará soluciones a los problemas planteados.

Mientras sigo preparando el siguiente post de la serie CDS 2.0, dedicado a mi amigo Pequeño Saltamontes, os dejo un tráiler de la película que da el título a este post. Y os la recomiendo, meteorológicamente está bien documentada…

 

Muchos cambios en un horizonte que ya casi pisamos…

Hoy hemos tenido la Keynote inicial del Microsoft Business Applications Summit. Y no ha defraudado en absoluto… De hecho, parte de las cosas que ayer comentaba se consolidan, pero ha nacido un nuevo concepto: Microsoft Power Platform

Ayer hablaba de Microsoft Business Platform, que de hecho engloba todo lo mostrado en la imagen anterior. El matiz es que la Power Platform es la parte pensada para los Power Users, los Citizen Developers… No me parece mal pero hay que ser precavido al lanzar este tipo de mensajes. Microsoft posiciona dentro de la nueva Power Platform a las dos herramientas de las que habitualmente hablo, PowerApps y Flow, pero añade Power BI. Ahora matizo por qué digo que no me parece mal…

Cierto, las tres herramientas tienen funcionalidad para ser explotadas por Power Users, pero, a modo de ejemplo, para trabajar con Power BI buscando algo más que lo que ofrece un conector estándar, es necesario trabajar en el modelo de datos, y es un trabajo de y para especialistas.

Lo mismo debe aplicarse para PowerApps y Flow, hay determinadas cuestiones que serán fáciles de tratar pero otras requerirán de un esfuerzo mucho mayor, a llevar a cabo por perfiles más especializados.

El impacto de la Power Platform es incuestionable:

Y desde Microsoft se está trabajando intensamente, unificando los escenarios de desarrollo de PowerApps y Dynamics 365, de forma que podremos combinar partes de interfaz Dynamics con Apps gráficas de forma transparente. Algo parecido a lo que ya hemos visto en otros escenarios, como Dynamics for Operations, de forma que el kernel de una solución puede ser complementado por un Power User sin que afecte a la funcionalidad contratada. Un mundo nuevo fascinante…

También se han anunciado las novedades de la edición de octubre, que ya están publicadas. Las podéis ver en el siguiente enlace:

https://docs.microsoft.com/en-us/business-applications-release-notes/october18/

Y me vais a disculpar, pero voy a finalizar aquí, en posteriores post iré documentando las sesiones a las que he podido asistir… Por cierto, hemos grabado un pequeño video Marco Amoedo, Sergio Macías y yo que será posteado desde la Comunidad 365, en el que contamos en 10 minutos nuestras impresiones de la jornada. En breve prepararemos una sesión en la que profundizaremos bastante en las novedades de la edición de octubre, por supuesto…

Y aunque encontrar alguna canción que encaje con horizonte no ha sido cosa fácil, ahí os dejo uno minutos musicales!!.

…esos recuerdos que vuelven a tomar vida…

Termina la jornada 0 del Microsoft Business Applications Summit de Seattle. Digo jornada 0 porque hoy había un conjunto de sesiones especiales, con un cargo adicional, pero cuando se hace el esfuerzo de acudir a este tipo de eventos merece la pena aprovechar al máximo el tiempo y obtener tanta información como sea posible.

Como he comentado en un par de tweets, me he inscrito en la sesión especial de Microsoft Flow. Dudaba entre esta sesión y la de PowerApps, pero creo que he acertado ya que he descubierto varias cosas que ignoraba y me van a venir muy bien para plantear un montón de proyectos que tenemos sobre la mesa. No pretendo decir que no ignoro cosas de PowerApps, pero lo cierto es que CDS 2.0 es como el recuerdo de lo que quisimos hace años y ahora tenemos, y eso me ha permitido avanzar sin trabas, mientras que en Flow sigo viendo muchas cosas nuevas, y las que vendrán!! Como muestra, una imagen de servicios disponibles:

Aventurarse a hacer un análisis de la jornada 0 no tiene demasiado sentido, la Keynote es mañana por la mañana (…a las 8.00, aquí no estamos para tonterías). Pero como cada uno de los asistentes, yo tengo ciertas expectativas, y algunas de ellas no creo que vayan muy desencaminadas, al menos por lo que he ido viendo a mi alrededor durante hoy.

Yo tengo muy claro qué hay que esperar de esta primera edición del Business Applications Summit. No me cabe la menor duda de que Microsoft apuesta por el nuevo concepto Business Application Platform, entendido como la suma de Dynamics & Office 365, consumiendo servicios de Azure y utilizando Common Data Service, tanto para Apps como para Analytics.

 

 

Y Microsoft es consciente de que la comunidad de desarrolladores y partners desconoce buena parte de su estrategia y de esta revolución, pensada para consolidar la existencia de Power Users y Citizen Developpers. En distintas conversaciones, primero en el desayuno, luego en las sesiones y también comiendo he palpado ese alarmante desconocimiento al que hago referencia. A modo de ejemplo, hablando en el desayuno con un compi americano que atendía a la sesión de PowerBi, me ha preguntado en qué lenguaje se programa PowerApps y cómo acceder al CDS… Hay un problema con esto, ya que no se está explicando bien. No he tenido tiempo de hablar con los compañeros que asistieron al Inspire de Las Vegas, nos cruzamos en el Atlántico 😉. Veremos qué mensaje se transmitió en relación a CDS 2.0.

No me canso de repetirlo, y toca hacerlo una vez más. CDS 2.0 es el modelo de datos de lo que hasta ahora se conocía como CRM, no es nuevo, es la consolidación del famoso XRM de antaño…

Y este nuevo paradigma aplicado es Microsoft Business Applications Platform. Es decir, todos los componentes juntos para crear soluciones. Se acabó hablar de NAV, AX, CRM… Todo bajo el paraguas 365, tanto Microsoft como Office y Dynamics. Cada funcionalidad aplicada para cada usuario. Usabilidad. Customer Experience.

Y quien no lo tenga claro, que busque en el baúl de los recuerdos a Microsoft Business Solutions CRM 1.2 y vea su evolución!!. Y mientras esperamos la Keynote de mañana, recuerda: CRM, contigo empezó todo!!

¿Si fueses el CEO de Acme contratarías a Thales?

Con mayor frecuencia de lo asumible leo tweets y post que hablan de KPIs, KPIs y más KPIs… No es que tenga nada en contra, pero me da a mi que muchos de los tweets o post parecen ignorar cuál es el estado del arte en la tecnología y hacia dónde debemos dirigir la mirada.

Key Performance Indicator. Indicador clave o medidor de desempeño. Métricas que se utilizan para sintetizar la información sobre la eficacia y productividad de las acciones que se llevan a cabo en un negocio con el fin de poder tomar decisiones y determinar aquellas que han sido más efectivas a la hora de cumplir con los objetivos marcados en un proceso o proyecto concreto.

Os voy a poner un claro ejemplo de hace unos cuantos años, pero tan real como que estoy escribiendo este post…

Una empresa de estampación del sector de automoción. Prensa super sofisticada, capaz de utilizar 15 matrices por golpe fabricando una determinada pieza por golpe. Muestreos para calidad cada 500 golpes con análisis de variables (métricas objetivas) y atributos (métricas subjetivas como el aspecto). Introducción de resultados en un sistema especial de control de calidad denominado EXCEL.

Golpes la prensa va dando y la empresa piezas va embalando…

Finaliza la producción. La prensa se ha pasado 48 horas dando un golpe cada 10 segundos, haciendo temblar el suelo 17.280 veces. 259.200 piezas embaladas. Bueno, para ser exactos habría que restar 14 porque en el último golpe sólo salió 1 pieza acabada, las otras 14 estaban en curso de fabricación… Todas las piezas embaladas en el almacén de expediciones.

Mientras tanto, no muy lejos de allí…

Un joven ingeniero, mediante una EXCEL dinámica obtiene los datos de la EXCEL de fábrica y accede desde un SPC (control estadístico de proceso) y obtiene los siguientes resultados:

A las 2 horas de iniciar la producción se observó una tendencia que mostró un problema en la 5ª matriz, que provocó que las piezas empezaran a acercarse a un límite de atención. A las 4 horas, la tendencia se consolidó y las piezas ya llegaron al límite. A partir de la hora 5, todas las piezas fabricadas fueron defectuosas.

Golpes la prensa fue dando y la empresa pasta fue palmando…

El ingeniero se preguntó cómo era posible que los operarios que tomaban las muestras no lanzasen una alarma, obviando que la baja cualificación de los mismos implicaba que se limitaban a obtener los datos y transcribirlos en la fila y columna correspondiente de una simple EXCEL…

¿Me se entiende? (en este caso, me se debe admitirse por lo duro del escenario). Si un SPC no se procesa en tiempo real cualquier conclusión que se quiera obtener será poco menos que inútil.

Sé que parece un chiste, pero reitero que es absolutamente real y sorprendentemente repetitivo. Y cosas peores he visto!!

Los avances en el arte del análisis de datos han propiciado una realidad mucho más próxima a las necesidades reales de las empresas. Capacidad para analizar en tiempo real multitud de datos, información gráfica que nos permite disponer de una visión mucho más global y simultáneamente nos ofrece mecanismos para bucear profundizando más y más en los porqué de las métricas. De hecho, he visto reuniones de Comités de Dirección en los que viendo los portátiles de los miembros parece más un concurso de video juegos que un análisis exhaustivo. Gráficos que se mueven, indicadores que parecen velocímetros y cuenta revoluciones y caras de concentración mientras que hábiles manos desplazan el joystick, perdón, el ratón!! Y lanzan clicks con gran precisión.

Pero si Thales fuese de mi generación, probablemente nos diría que la tecnología nos permite dar un paso más. Y que algunos de nuestros competidores ya lo han hecho!!

El análisis de KPIs es ver el pasado y tratar de definir qué hacer para avanzar hacia un futuro mejor. ¿Suficiente? Francamente, no. Thales nos diría que para optimizar los resultados debemos ser capaces de predecir cuáles serán los KPIs del futuro, y que de esta forma podremos aplicar acciones correctivas de forma preventiva. Es decir, ser reactivos ante una previsión que en realidad nos permitirá ser proactivos para corregir los problemas que aún no hemos tenido.

¿Ficción o realidad? La respuesta es modelos predictivos, análisis de datos en base a patrones, creación de algoritmos inspirados por expertos en cada negocio y… matemáticos y estadísticos en nuestra plantilla. No hay otro camino si queremos seguir siendo competitivos, porque nuestros competidores ya lo están haciendo.

Leí un artículo en el que se explicaba cómo Amazon, en base al análisis de patrones de comportamiento y en el conocimiento de todos los clientes que compran en su plataforma, es capaz de determinar qué día comprarás ese producto que has estado viendo en su web con una precisión asombrosa, en base a sus algoritmos. Eso es lo que alimenta una pipeline de verdad y nos da un forecast real. Nada de subjetividad y nada de magia: sólo estadística y matemática…

Toni, esto es muy aburrido. Mejor sigue con el CDS 2.0…

Pequeño saltamontes, la verdad está allá fuera!!. Tu estudia el Teorema de Thales, te lo dejo con música por si te atreves a coreografiarlo…

 

CDS 2.0: Episodio II

 

Sólo sé que no sé nada

Toni, ya he trasteado con PowerApps y que quieres que te diga, el entorno de programación deja mucho que desear, no es cómodo y todo es extraño…

Pequeño saltamontes, tu eres programador y esto va de otro palo… Va de citizen developers, de Power Users. Al entrar en el paradigma de CDS 2.0, tendríamos que hacernos nuestra la frase que acuñó Platón. De hecho, fue su alumno Sócrates quien dejó escrito “Sólo sé que no se nada y, al saber que no sé nada, algo sé; porque sé que no sé nada

Para empezar a trabajar con CDS 2.0 hay que considerar la dicho en el Episodio I:

XRM = CDS 2.0

Y hay que considerarlo con todo lo que ello implica, ya que no es viable hacer un buen uso de CDS 2.0 si no aplicamos el XRM que subyace…

Probablemente, cuando Microsoft abordaba la evolución del CDS inicial planteaba una serie de necesidades complejas, que hubiesen requerido -entre otras cosas- diseñar una nueva API. A diferencia de lo ocurrido en otras ocasiones, alguien cayó en que el modelo y la API ya estaba creado, puesto que la plataforma de Dynamics 365 (CRM) era todo lo necesario para plantear un CDS 2.0 que fuera veterano al ver la luz.

Y esa es la razón que requiere hacer un stop & go para aterrizar adecuadamente en este nuevo jardín sin tropezar con el mobiliario urbano, perdernos entre los árboles o quedar atrapados entre la maleza…

Desde mi punto de vista, quien quiera trabajar bien en CDS 2.0 debería conocer dos cosas:

  • El funcionamiento, a nivel de usuario, de Dynamics 365 (la parte de CRM)
  • La personalización avanzada de Dynamics 365

Toni, vaya rollo!! ¿Aprender a nivel de usuario el funcionamiento de CRM? ¿Por quién me tomas?

Pequeño saltamontes, Platón lo tuvo claro y le fue bien. Sócrates dejó constancia de ello, pero porque entendió el mensaje… Decide si quieres estar en CDS 2.0 como Platón o si prefieres, descúbrelo más tarde siguiendo el modelo de Sócrates. Pero no tardes en decidir, porque por el camino del ya voy se va a casa del nunca.

Si seguís mi consejo, los que no conocéis el funcionamiento de CRM ni la forma de personalizar y extenderlo (sin entrar en programación .net ni java script) podéis encontrar mucha documentación y videos, dedicad unas horas y os aseguro que el retorno será enorme…

Hay varias cuestiones que para mi es imprescindible tener en cuenta cuando nos planteamos utilizar CDS 2.0:

  • Conocer las Reglas de Negocio de Dynamics 365
  • Conocer los Workflows (síncronos, asíncronos)
  • Conocer las Workflow Tools de Demian Raschkovan
  • Conocer los campos calculados y los campos consolidados

Fijaos en esta imagen, y en la frase clave “Se aplica a PowerApps y Dynamics 365”. Aquí es donde debe quedar claro que hablamos de lo mismo. Si no lo tenemos claro no vamos a hacer las cosas bien…

Un pequeño matiz. No entro en consideraciones sobre licenciamiento y en esta serie de artículos considero que tenemos licencia full. De hecho, en este momento hay una pequeña nebulosa en el modelo de licenciamiento, que espero quede aclarada en el Business Application Summit de Seattle, la última semana de Julio. No me perderé esta sesión:

 

Y hasta aquí este episodio, breve pero necesario… En los siguientes entraré en esas cuestiones imprescindibles que he comentado.

Pequeño saltamontes, te dejo un video sobre CRM. No es muy nuevo, pero si muy curioso…

Organizaciones Inteligentes en la economía digital

El pasado jueves 14 de Junio tuve el placer de asistir a un evento “no técnico”, pero por su importancia merece su atención en el blog…

Se trata del evento “Organizaciones Inteligentes en la economía digital”, organizado por Microsoft y Expansión, lo cual ya garantizaba una mañana interesante.

Toni, ¿no habíamos quedado en que el Blog iba sobre el apellido 365?

Si, pequeño saltamontes, pero es necesario tener en cuenta todo lo que rodea a nuestro trabajo día a día y no aislarnos del impacto del mundo de la IA. No nos asustaron las disrupciones generadas por la nube y estamos metidos de lleno en el nuevo paradigma de los Power Users, por lo que debemos ver la IA como una oportunidad para mejorar nuestra forma de hacer las cosas. Por cierto, mientras escribo me viene a la memoria aquella célebre descripción que me acompaña desde el año 2004 en la que se decía que CRM es una forma de hacer las cosas

De hecho, el post que tocaba publicar era el Episodio II de CDS 2.0, pero me impactaron bastantes cosas lo suficiente como para decidirme a escribir lo que estáis leyendo… Disculpad la poca calidad de las fotografías, pero he preferido utilizar las mías que las publicadas en medios. Es más artesano…

Un evento en el que intervenga la Presidenta de Microsoft, Pilar López, siempre es interesante. Pero en este caso sus intervenciones iban más allá de ser protocolarias, participando en varios puntos de la agenda, y eso da más puntos a este tipo de sesiones.

Y, para mi, fue especialmente importante conocer a Jordi Ribas, Vicepresidente Corporativo de Inteligencia Artificial de Microsoft Corporation. Un catalán y español universal, que estudió en La Salle, en Barcelona, y marchó hace 28 años. Tenemos la suerte de que comparte su talento con nosotros desde Redmond. Un lujo…

“La Inteligencia Artificial es, probablemente, una de las tecnologías menos comprendidas debido a su intangibilidad, a pesar de que muchas personas ya la están utilizando sin darse cuenta de ello. La IA engloba a todas aquellas tecnologías capaces de hacer cosas similares a las que hacen las personas, como interpretar imágenes y sonidos, o razonar sobre grandes cantidades de datos para identificar patrones. Todo esto supone una gran oportunidad para las empresas”

Completamente de acuerdo, Jordi… Todos utilizamos IA sin ser muchas veces conscientes de ello. Con buscadores, con Maps, con mil commodities que nos rodean y nos facilitan la vida.

Y la aplicamos ya mezclando el Big Data, los servicios cognitivos, los modelos predictivos… Son realidades con las que convivimos y que debemos tener en cuenta desde la perspectiva de los tecnólogos, puesto que nuestro trabajo consiste en hacer llegar la tecnología a los usuarios para que les aporten valor tangible.

Jordi explicó desde una perspectiva no técnica qué es Microsoft Graph, lo cual me vino muy bien teniendo en cuenta las recientes sesiones en los Saturdays recientes de Dynamics 365 y Sharepoint, en los cuales entramos a matar con la API de Graph, sin entender que muchos de los seres humanos que nos rodean oyen hablar de Microsoft Graph y proyectan en su imaginación una nueva aplicación relacionada con Gráficos, en vez de verla como lo que es, la fábrica inteligente de datos de Microsoft Office 365. Una vez más aparecen los datos… Allá en el lejano 2007 publiqué un artículo en Forum Tecnológico en el que decía que “los datos en si mismos no aportan nada. Es necesario contextualizar los datos para que se transformen en información que aporten algo a los procesos. Y eso se llama conocimiento”. El artículo tal vez era un poco atrevido para la época. Pensando en Sharepoint decía que “no son los usuarios los que deben buscar la información. Es la información la que debe conectar con el usuario cuando se producen cambios de estado. El usuario debe estar suscrito a la información para formar parte del flujo que la debe gestionar”.

Microsoft Graph  está preparado para ayudarnos a analizar el Big Data general con nuestro Little Data particular, es decir, el conocimiento general, el de empresa y el de usuario.

Jordi comentó que uno de los valores clave que ofrece la Inteligencia Artificial a las organizaciones es la ayuda estratégica en la toma de decisiones a través de predicciones y el análisis del contexto y las relaciones entre personas, lugares o cualquier otro tipo de dato. El avance en las técnicas de Machine Learning supone una disrupción tecnológica, con sistemas que son capaces de razonar, entender e interactuar, mejorando en base a la experiencia acumulada. Y, entre otros, expuso un ejemplo de desarrollos de Microsoft reales que me fascinó…

Todos hemos visto como la transcripción de la voz en texto ha avanzado muchísimo en los últimos años. Imaginemos por un momento el tiempo que tiene que dedicar un médico para elaborar el informe de una visita. Obviamente, la transcripción de una conversación médico – paciente no resuelve la confección del informe, pero la solución que nos mostró Jordi no se limitaba a la transcripción, sino que en base a la conversación iba categorizando temas, ordenando síntomas, completándolos interaccionando con el historial del paciente…

           

Algo fantástico, ¿verdad? Incluso el sistema es capaz de diagnosticar, no supliendo al médico, sino complementándolo a modo de una “segunda opinión”.

Hasta aquí lo que mostró. Pero entro en modo especulación y pienso en ese sistema interaccionando con el Big Data analizando patrones similares en un Universo de Datos que permita ser capaz de anticipar la posible evolución de una patología, al igual que Amazon es capaz de predecir qué día decidiremos la compra en función del momento en el que nos hemos interesado por algo analizando el comportamiento de millones de personas que nos preceden en el interés hacia ese algo.

Y dejando la especulación, uno de los ponentes exponía como Unión Fenosa es capaz de facilitar a los usuarios información no sólo de su consumo eléctrico, por ejemplo, si no de comparar su consumo con el de sus vecinos. ¿Es una intromisión en la intimidad de los vecinos? Sin duda se abren debates para los que tal vez la sociedad aún no está suficientemente preparada.

Y siguiendo con temas médicos, pude ver aplicaciones prácticas que ayudan al diagnóstico mediante realidad aumentada.

      

Sin duda este tipo de tecnologías que ya son realidad van a permitir aumentar nuestra calidad de vida.

Pero observando a la gente probando esta solución, hacía una reflexión sobre otros temas de los que se trataron en el evento. Estas nuevas tecnologías son una disrupción clarísima que deben modificar el planteamiento de la formación del talento. La tecnología y las soluciones no vienen a eliminar puestos de trabajo. Entrar en este debate estéril es retroceder a la Revolución Industrial, cuando la industrialización de procesos hizo temer a la clase trabajadora que sus puestos de trabajo estaban en peligro.

Hasta ahora estas tecnologías han topado con la resistencia de los costes, pero hoy leía un artículo en Forbes en el que plantean el acceso a la Realidad Mixta as a Service…

https://www-forbes-com.cdn.ampproject.org/c/s/www.forbes.com/sites/alicebonasio/2018/06/16/microsoft-introduces-mixed-reality-as-a-service/amp/

Y la pregunta es: ¿estamos preparados para el cambio cultural? No conozco ningún centro de estudios en el que se enseñe a usuarios a utilizar este tipo de tecnologías, ni me consta que en ningún estudio reglado esté presente en forma de créditos la utilización de este tipo de herramientas. Herramientas que para nuestros nietos serán electrodomésticos, igual que para nuestros hijos lo son los ordenadores…

Toni, me aburro. Me voy otra vez al PowerApps que esto que cuentas es muy pesado… A ver cuando llega el Episodio II del CDS 2.0!!

Lo percibo, pequeño saltamontes, eres un milenial, un representante de la generación Y, y debes tener en cuenta que vives en un tiempo de cambios…

CDS 2.0: Episodio I

          CDS 2.0 con Fundamento

…bueno, el título debería ser Fundamentos de CDS 2.0 pero para la foto de Karlos me ha venido mejor este!!

Bien, tal como indiqué en el primer post de este blog mi pasión es la tecnología y me defino como tecnólogo, pero mi intención con esta serie de post sobre CDS 2.0 es aportar una visión de más alto nivel. Los trucos, mejores prácticas, soluciones de problemas y demás seguro que encontrarán respuesta en los muchos blogs de la comunidad, dónde hay auténticos craks en la materia.

Aun así, hay determinadas obviedades que para mi no lo son, y espero que tampoco lo sean para alguno de vosotros. A menudo me encuentro con post muy buenos pero me cuesta mucho aplicar sus consejos, y muchas veces es justo por esas “obviedades” que para los que saben mucho no importan pero para los que no sólo estamos en la parte técnica presentan ciertas dificultades.

Pero todos los roles son necesarios en una organización para que todo fluya, tanto a nivel tecnológico como de tesorería, y para todos aquellos que precisen saber poco de mucho espero ser capaz de aportar valor.

La primera obviedad podría ser cómo disponer de un entorno de test en el que llevar a cabo nuestros pinitos en CDS 2.0. A priori, la opción “de libro” sería tirar por el siguiente enlace, ¿verdad?

https://powerapps.microsoft.com/es-es/

Pues no creáis que sea la mejor opción… Tendréis problemas con la cuenta de correo en caso de que la tengáis relacionada con una cuenta Microsoft que esté en activo. Mi recomendación es partir de cero absoluto, creando un Trial de Office 365 (yo elijo siempre el plan E5, más vale burro grande…) y añadirle a continuación una suscripción de Dynamics 365 Plan 1.

Por cierto, si queréis añadir al trial otros componentes, como Dynamics Business Central, Dynamics for Financial and Operations o Dynamics for Talent, hacedlo desde

https://trials.dynamics.com/Dynamics365/Signup

Y cuando os pida el Correo electrónico del trabajo poned la dirección de la cuenta del administrador del trial que hayáis creado (en mi caso, admin@landing36501.onmicrosoft.com ).

    

En vuestro tenant veréis algo parecido a esto:

Bien, vamos por la segunda obviedad. Si hemos creado el tenant inicialmente como una trial de Office 365 y después hemos añadido una suscripción de prueba de Dynamics 365, deberemos asignarle al usuario con el que trabajaremos (en mi caso admin@…) una licencia, de lo contrario no podremos acceder…

Y aquí enlazo con temas que traté en mi post del 22 de Mayo:

https://www.linkedin.com/feed/update/urn:li:activity:6404731229438033920

Tanto la suscripción de Office 365 como la de Dynamics 365 incluyen algunas licencias “comunes”, como PowerApps, pero resulta que no es lo mismo tener activada la de Office que la de Dynamics. Si tenéis activada la de Office, cuando vayáis a crear desde PowerApps una aplicación basada en modelos, os encontraréis con la sorpresa de que el sistema os dirá que va a provisionar una edición de prueba de PowerApps Plan 2… Berenjenal al canto!! En cambio, si desactiváis la licencia de PowerApps de Office 365 y activáis la de Dynamics 365, todo funcionará correctamente…

    

Toni, y con esto configurado, ¿ya puedo entrar en PowerApps y empezar a escribir aplicaciones?

Puedes, pequeño saltamontes, pero por el camino del ya voy se va a casa del nunca… Te sugiero que tengas una primera toma de contacto y en el Episodio II te contaré cosas que hay que tener en cuenta antes de seguir avanzando… Be weater!!

CDM & CDS 2.0

No, aunque preceda a un 2.0 que puede hacer pensar en una renovación del Centro Democrático y Social, el tema no va por aquí… Es una segunda versión, correcto, pero los tiros apuntan a otra dirección…

Tampoco se trata de Corazón De Melón, y aunque seguro que viviremos una bonita historia de amor, no me veo yo encarnando a una estudiante de instituto…

Se trata de algo que va mucho más allá de una segunda versión, más bien es la culminación de un proyecto que nos hace retroceder hasta el año 2009 para ver como aquella idea, que muchos incluso llegamos a vender y a desplegar, con sangre, sudor y lágrimas, se convierte, ahora sí, en una realidad consolidada acompañada de una hoja de ruta verosímil.

¿Recordamos la idea del 2009?

El mismísimo Joe CRM, de Power Objects, comentó este video!!!

Eran los años de Microsoft Dynamics 4.0, con la marca Dynamics recién creada. Veníamos de CRM1.2 (con implantaciones reales,, veníamos de hacer demos en portátiles con un Intel Centrino y 1 Gb de RAM, con una máquina virtual dentro de 512 Mb de RAM con Small Business Server 2003 (AD + SQL + Exchange + IIs con 512 Mb!!), evolucionamos a CRM 3.0 y llegamos a 4.0 con una plataforma que vimos consolidada y cogimos el guante de Microsoft de ver Dynamics CRM como un Framework de Desarrollo… Aquellos scripts para “calentar” las máquinas virtuales, aquellas caras de circunstancias y sudores fríos esperando a que cargasen los formularios…

La idea del XRM era fantástica, de hecho disponer de un framework visto desde la perspectiva de caja de herramientas que aporta las tuberías de cualquier sistema (léase modelo de datos relacional, modelo de seguridad, escalabilidad…) La realidad era la que era, y en determinados casos, hubo quien decidió prescindir de la mayoría de la funcionalidad estándar de CRM para crear aplicaciones embebidas en la plataforma, o embeber la plataforma en aplicaciones propias.

Recuerdo conversaciones en las que planteábamos que tal vez lo ideal sería que Microsoft llegase a comercializar una licencia de CRM “sin CRM”, para poder “partir de cero” sin tener que eliminar lo que no hacía falta en un proyecto.

Entonces, ¿de qué estamos hablando? Podríamos resumirlo en esta fórmula:

XRM = CDS v2

Ojo con lo que miréis en la web, hay mucha Info que confunde, sólo algunos artículos que hablan del tema llevan la leyenda “ Previous versión” en el título… Y hay más artículos de la versión anterior que de la actual.

Entonces, ¿qué es CDS 2.0?

CDS 2.0. o CDS for Apps forma parte de Microsoft Business Application Plattform, al igual que PowerApps. Aporta facilidad de integración con distintos entornos, tanto provisionados por Microsoft como por terceros. Y junto al anuncio del cambio de Common Data Service por Common Data Service for Apps se ha lanzado el anuncio del nuevo Common Data Service for Analytics (aún no disponible) que aportará buena parte de lo que fue la preview de Customers Insights (que hoy ha ido a reposar al garbaje collector de Dynamics) y muchas más cosas.

Plantearé en próximos post algunos escenarios prácticos empleando la “nueva” plataforma XRM… Y trataré también de explicar CDS y CDM para no usuarios de CRM, por supuesto…

Y sin más, dejo aquí un vídeo inédito de CDS (Muy Previous Version)